Baqueira Beret: Última escapada este invierno

Hotel Val de Neu, lo mejor del invierno continúa en pleno Valle de Arán 

El Hotel Val de Neu, perteneciente a la cadena de Hoteles Santos es la mejor forma de aprovechar esa última escapada de invierno. Este establecimiento de montaña y diseño se sitúa en una ubicación privilegiada, en el interior de la estación de esquí Baqueira Beret. Integrado de manera armoniosa en el entorno y fabricado con materiales respetuosos con el medio ambiente, se trata del único hotel de montaña cinco estrellas Gran Lujo en los Pirineos. Un sinfín de servicios de máxima calidad se ponen a disposición de los huéspedes para continuar disfrutando de todos los encantos del invierno.


 
Las cinco estrellas del Hotel Val de Neu
Un destino único: dicen que es la esencia de los Pirineos. El Valle de Arán es uno de esos lugares en donde hay tiempo para todo. Su orografía, sus cimas infinitas y nieves casi perpetuas son suficiente reclamo, sobre todo, para los amantes de los deportes de invierno. Sin embargo, este pirenaico valle es mucho más que esto. Gastronomía, riqueza cultural -quién no ha oído hablar, por ejemplo, de sus iglesias románicas- y una oferta turística de calidad hacen de él un rincón donde perderse, porque no es lugar donde solo se va a esquiar. Magníficas caminatas deleitándose de paisajes de ensueño, motos de nieve o… un paseo en 4×4 por la ribera del Aiguamóg, son solo algunas de sus otras propuestas. Y en medio del Valle de Arán, dentro de la estación de Baqueira Beret, un lugar sinónimo de relax, descanso y largas jornadas rodeados de espesa nieve; el secreto mejor guardado de los Pirineos: el Hotel Val de Neu, un establecimiento que se integra de tal forma en su entorno que forma ya parte del rocoso paisaje que lo alberga.
5 estilos de lujo y confort: Hotel Val de Neu cuenta con 120 habitaciones, amplias y elegantes, con todos los detalles, en un ambiente acogedor y cálido en mitad del blanco nieve más intenso. Dispone de cinco modalidades diferentes: la Neu Classic, con una exquisita decoración moderna, suelos de parquet y mobiliario de madera; la Neu Superior, habitación amplia y sofiscicada con una cuidada decoración; la Neu Junior Suit, que ofrece dos distribuciones posibles, una sola planta o dúplex, combinando el lujo con espectaculares vistas a la montaña. La Neu Suit, de 50 metros cuadrados, se distribuye en una planta, con cuarto de baño de grandes dimensiones, sala de estar e inmejorables vistas al paisaje. Todas ellas ofrecen, además, una merienca gratuita. Por último la Neu Real, cuatro suites distribuidas en dos plantas, ambas con salón y dos habitacionies y equipadas con los mejores materiales y un estilo vanguardista de ensueño. En este caso se incluye una selección de bebidas premium gratuitas y merienda, además de lavado de coche entre otras opciones que lo convierten en una opción de alojamiento perfecta. 
Relax en mitad de la naturaleza: este establecimiento cuenta con un jacuzzi exterior -completamente al aire libre- frente al Valle de Ruda. Sobre la nieve, con acceso directo al mismo, nos encontramos con un circuito termal con vistas al pirineo. Cuenta con una piscina climatizada junto a 6 cabinas de masajes, duchas de aromaterapia, baño turco y sauna finlandesa. Además se puede disfrutar de tratamientos faciales y corporales Sisley. Una opción pirenaica para relajar los sentidos. 
Un lugar para comérselo: el hotel cuenta con cuatro espacios de restauración a la altura de los paladares más exigentes, ofreciendo una amplia variedad gastronómica a través de un servicio excelente. En La Nonna, nos encontramos con la mejor cocina italiana; El Bosque, donde se puede degustar multiplicidad platos internacionales; La Fondue, con un ambiente desenfadado para disfrutar de la mejor cocina de montaña: fondues, raclettes, carnes a la piedra… El Bistró, una carta con multitud de opciones para todos los gustos, con una cocina tipo snack, así como platos de cuchara y carnes típicas de la zona. A todo ello hay que añadir un buffet libre pensado para los más pequeños que, supervisados por una animadora, encontrarán sus platos favoritos, mientras sus padres disfrutan de una velada relajada. Además, Hotel Val de Neu ofrece un buffet imperial para desayunar, también bajo la opción deroomservice, y donde se incluyen, entre otros, zumos naturales y detoxademás de ricos crêpes. 
Los mejores servicios: el establecimiento ofrece multitud de comodidades buscando en cada detalle una experiencia única e irrepetible. Con una atención personalizada, se ponen a disposición de los clientes servicios exclusivos, como el de guardaesquís o mayordomía en las suites. Además, también dispone de Mini Club para los más pequeños donde podrán jugar y divertirse con actividades preparadas por un equipo de animación. En el Valle de Arán… Solo se trata de disfrutar. 
El Hotel Val de Neu es la mejor manera de disfrutar de los últimos coletazos del invierno con todas las comodidades que proporciona un hotel Cinco Estrellas de Gran Lujo.