El alojamiento ideal para vivir el Carnaval de Conil de la Frontera

Amanece en Cortijo Fontanilla y a cantar aquello de ‘¡y menos trabajo y más carnaval!’

Dejó escrito y cantado Juan Carlos Aragón, autor de más de 41 chirigotas y comparsas del Carnaval de Cádiz, que creía en la vida eterna de esta celebración de origen pagano. Para la mayoría de gaditanos, esta fiesta marca un hito destacado en el calendario de la provincia. Para muchos, es parte fundamental de sus vidas, un sentimiento que hay que vivir y que es capaz de conmoverlos, elevarlos, atraparlos, desatarlos y encenderlos. Y es que el carnaval va de eso, es un aliento contenido que detona convertido en la ironía de la chirigotas, la poética reflexión de las comparsas, la irreverencia de los disfraces y la emoción tras tantos meses de espera y ensayos. Pero, además de disfrutar de la intensidad y el bullicio de estas fechas, puedes descansar en un ambiente relajado y alejado de todo. Suites Cortijo Fontanilla, en Conil de la Frontera, es el lugar ideal para ello. ¿Quién dijo que el Carnaval no es tiempo de relax?

     Sería un error pensar que Don Carnal y su fiesta no llegan hasta las calles de Conil de la Frontera. El carnaval es parte irremplazable del carácter de sus habitantes, como también lo son las aguas azules del Atlántico, los atardeceres desde la playa de La Fontanilla, las fachadas encaladas de sus callejuelas y la pasión por el delicioso atún rojo de almadraba. No es de extrañar, pues, que se sientan orgullosos de todas ellas. Conil de la Frontera es uno de esos destinos que deberían estar incluidos en el currículum de todo viajero que se preste. Y, precisamente, es durante el periodo carnavalesco cuando salen a relucir otras de las características más destacadas de esta parte del territorio andaluz, pues el humor, el talento, los sentimientos y la alegría se vuelven protagonistas absolutos de esta celebración. Además, son numerosas las actividades que la localidad lleva a cabo durante estos días, desde la ‘XXXI Gran Mejilloná’ del próximo domingo 23 de febrero a la actuación de la comparsa gaditana ‘La Eterna Banda del Capitán Veneno’ –antología del recientemente fallecido Juan Carlos Aragón- el viernes 28 de febrero, coincidiendo con el Día de Andalucía.

El Carnaval no se puede explicar, hay que vivirlo. Lo mismo ocurre con las infinitas playas y pequeñas calitas que presiden los paisajes de Conil de la Frontera, una de esas villas de casas encaladas y vida marinera. Solamente yendo allí, saboreando la gastronomía local, paseando por sus arenales y disfrutando de la serenidad que ofrece a visitantes y locales, puede uno entender las bondades de la Costa de la Luz.

A tan solo 300 metros de la playa, entre esas blancas construcciones que brotan por las calles de Conil de la Frontera, destaca Suites Cortijo Fontanilla, un lugar donde su inmenso jardín con piscina acoge al viajero al más puro estilo andaluz y sirve de preámbulo para el relax y el descanso que nos espera en esta pequeña localidad. Una estancia que promete servir de retiro de paz, en pleno jolgorio carnavalesco. Porque en carnaval todo es posible, también desconectar del mundanal ruido, mientras contemplas la belleza de un atardecer atlántico.

     Más información en www.cortijofontanilla.com